Hierba de Trigo

Conoce este maravilloso súper alimento e inclúyelo en tus desayunos para recibir un shot de energía.

Primero te cuento que la hierba de trigo no es más que los brotes de los granos de trigo sobre un sustrato (tierra) que puedes cultivar en casa en cualquier espacio con un poco de luz ya sea una terraza, la cocina, el patio e incluso en la azotea así que si quieres hacerlo no hay excusa que valga.

Ésta hierba o pasto de trigo se corta cuando tiene aproximadamente 10 a 15 centímetros de largo dependiendo de la variedad del trigo y las condiciones en que se cultive ya sea humedad, temperatura y la luz que recibe. Después se extrae su jugo de preferencia con un extractor en frío que separa su fibra ya que no es muy aceptable por nuestro organismo. Si no tienes un extractor de este tipo puedes licuarlo, colarlo y tomarlo.

Te cuento ahora un poco de las maravillosas propiedades que tiene.
Tiene vitaminas, A, B, y C.
Tiene Minerales como Hierro, Calcio y Magnesio.
Contiene aminoácidos
Posee una alta concentración de clorofila
Por tanto alcaliniza el ph de nuestras células
Combate afecciones al hígado
Regula la digestión
Fortalece el sistema inmunológico
Ayuda a la oxigenación de la sangre
Aporta mayor concentración y energía física.

Se recomienda empezar a incorporar el jugo de hierba de trigo poco a poco en nuestra alimentación ya que al principio puede ocasionar mareos, náuseas o malestar estomacal debido al efecto de desintoxicación que hace en el cuerpo. Cuando estos malestares disminuyan puedes aumentar la dosis hasta llegar a 30ml diarios que es lo ideal para una persona sana.

En mí personalmente la primera vez que lo probé me aceleró la digestión pero los demás días me he sentido con mucha energía cada que lo tomo aunque a veces dejo descansar mi organismo unos días y después vuelvo a tomarlo.

 

NECESITAS:
                Semillas de trigo
Sustrato o tierra
Contenedor (puede ser una charola con hoyitos o las cajitas de la fruta)
Agua
Amor, paciencia y disciplina.

PROCEDIMIENTO

  1. Lavar las semillas de trigo.
  2. Dejar en remojo durante toda la noche en agua potable.
  3. Pasado el tiempo, enjuagar las semillas y colocar en un recipiente de vidrio de cuello ancho y tapar con una tela que filtre bien sujeta con una liga o hilo para enjuagar y filtrar el agua de las semillas a través de ésta.
  4. Dejar el frasco con las semillas en reposo en un ángulo de 45º con el cuello hacia abajo para que salga el exceso de agua. Recuerda las semillas deben estar húmedas pero no empapadas.
  5. Repetir el procedimiento de enjuagar y filtrar el agua por la mañana y la noche hasta que las semillas comiencen a germinar aproximadamente 36 horas.
  6. En una charola de 3 o 4 cm de alto que tenga hoyos para drenar el agua, colocar el sustrato o tierra con 2cm de profundidad.
  7. Hidratar la tierra con agua.
  8. Colocar las semillas germinadas por toda la superficie y aplicar una pequeña capa de tierra para cubrir las semillas.
  9. Regar con agua en forma de lluvia.
  10. Mantener hidratadas las semillas y fuera de los rayos del sol para que no se reseque la tierra.
  11. Regar por la mañana y la noche. Verás cómo poco a poco van creciendo.
  12. Pasados 10 a 12 días cuando los brotes tengan de 10 a 15 cm de alto ya se pueden cortar.
  13. Cortar con un cuchillo o tijeras de cocina al ras de la tierra cuidando no agarrar tierra.
  14. Lavar, escurrir y utilizar o guardar en bolsa hermética en refrigeración.

 

CUANDO CORTAR

En este punto es muy importante que lleves el control del dìa en que empezaste tu cultivo ya que por lo general tarda entre 10 a 15 días para tener el tamaño adecuado dependiendo de las condicione en que se desarrolle, es decir, luz, calor y humedad.

Un indicativo que nunca falla es revisar tus brotes y una vez que comience a salir la segunda hoja ya estará listo para cortar.

Siempre es mejor cortarla toda y guardar que ir cortando de a poco y dejarla crecer ya que conforme se pasan los días del corte cambian las propiedades y composición de esta hierba.

EL MOHO
Es normal que le salga un poco de moho a las semillas ya que lo que la semilla necesita para germinar es decir humedad y poca luz al principio es lo mismo que necesitan los hongos para proliferar.

Solo revisa que los hongos no cubran completamente la semilla y que éste no afecte al crecimiento de los brotes.

Otro punto importante es que el lugar donde se encuentre reciba flujo de aire.

Cuando lo vayas a cortar revisa y en caso de aún tener moho corta por arriba de éste para no arrastrarlo con el brote.

EL RESIDUO

Después de que has cosechado tu pasto de trigo te va a quedar la tierra con todas las raíces, retíralas del recipiente o charola que hayas utilizado y si te es posible puedes reciclar. Llévalas a un lugar donde reciban sol y se puedan ir degradando de forma natural para después compostar y reutilizar.  Si no quieres hacer esto o no tienes el espacio para hacerlo simplemente puedes desecharlo en la basura orgánica.

NOTAS:

  • Una vez que cortaste la hierba de trigo puede volver a crecer, hay personas que utilizan el segundo e incluso un tercer corte pero en mi experiencia te digo que el sabor ya no es el mismo y por tanto sus propiedades tampoco ya que la mayor parte de sus nutrientes se concentran en el primer brote.
  • Cuando estaba investigado en internet para comenzar mis cultivos orgánicos me surgieron muchas dudas que se fueron disipando conforme fui experimentando. Algo que te quiero compartir al respecto de los brotes de trigo es que siempre es mejor utilizar sustrato, es decir, tierra y materiales orgánicos, ya que cuando comencé intenté germinar y cultivar sobre toallas de papel en las que sí salieron los brotes pero el cultivo se inundó de moho por lo que tuve que desecharlo.
  • Puede durar hasta 7 días en refrigeración en un recipiente cerrado.
  • El olor es muy intenso como cuando cortas el césped pero el sabor no es tan fuerte pero si no te gusta puedes mezclarlo con el jugo de otra fruta como la naranja por ejemplo y así ya tienes una bebida rica y súper saludable.
  • Como ves en la siguiente imagen puedes aprovechar y plantarlo en cualquier recipiente como por ejemplo las cajas de fruta que ya vienen con orificios que sirven perfecto para drenar el exceso de agua.
  • Pasto de trigo en recipientes reciclados de fruta.

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here